sábado, 31 de enero de 2009

Más griegos que los griegos




De lo que existe, unas cosas dependen de nosotros, otras no. De nosotros dependen juicio, impulso, deseo, aversión y, en una palabra, cuantas son nuestras propias acciones; mientras que no dependen de nosotros el cuerpo, la riqueza, honras, puestos de mando y, en una palabra, todo cuanto no son nuestras propias acciones.

Y las cosas que dependen de nosotros son por naturaleza libres, sin impedimento, sin trabas; mientras que las que no dependen de nosotros son inconsistentes, serviles, sujetas a impedimento, ajenas.

Recuerda, pues, que si las cosas por naturaleza esclavas las creyeres libres y las ajenas propias, andarás obstaculizado, afligido, lleno de turbación e increparás a los dioses y a los hombres; en cambio, si sólo lo tuyo juzgas que es tuyo y lo ajeno, como realmente es, ajeno, nadie te coaccionará nunca, nadie te pondrá impedimento, no increparás a nadie, no acusarás a ser alguno, nada harás que no quieras, nadie te perjudicará: no tendrás enemigo, pues ni te dejarás persuadir de que haya algo perjudicial.


Epicteto


1:18 Todavía estaba hablando, cuando llegó otro y le dijo: "Tus hijos y tus hijas comían y bebían en la casa de su hermano mayor,
1:19 y de pronto sopló un fuerte viento del lado del desierto, que sacudió los cuatro ángulos de la casa. Esta se desplomó sobre los jóvenes, y ellos murieron. Yo solo pude escapar para traerte la noticia.
1:20 Entonces Job se levantó y rasgó su manto; se rapó la cabeza, se postró con el rostro en tierra
1:21 y exclamó:
"Desnudo salí del vientre de mi madre,
y desnudo volveré allí.
El Señor me lo dio y el Señor me lo quitó:
¡bendito sea el nombre del Señor!"
1:22 En todo esto, Job no pecó ni dijo nada indigno contra Dios.


Libro de Job



* * *



A nadie se niega la virtud: está abierta a todos, admite a todos, invita a todos. Al nacido libre y al liberto, al esclavo y al rey, así como al exiliado. Ni la familia ni la fortuna la determinan, se contenta con el hombre desnudo.


Séneca


10:34 Entonces Pedro, abriendo la boca, dijo: En verdad comprendo que Dios no hace acepción de personas,
10:35 sino que en toda nación se agrada del que le teme y hace justicia.


Hechos de los apóstoles


* * *




Por esta ley, hermano, te honré a ti mas que a nadie, pero a Creonte esto le parece mala acción y terrible atrevimiento. Y ahora me ha cogido, así, entre sus manos, y me lleva, sin boda, sin himeneo, sin parte haber tenido en esponsales, sin hijos que criar; no, que así, sin amigos que me ayuden, desgraciada, viva voy a las tumbas de los muertos: ¿por haber transgredido una ley divina?, ¿y cuál? ¿De qué puede servirme, pobre, mirar a los dioses? ¿A cuál puedo llamar que me auxilie? El caso es que mi piedad me ha ganado el título de impía (...).


Sófocles, Antígona


15:18 Si el mundo os aborrece, sabed que a mí me ha aborrecido antes que a vosotros.
15:19 Si fuerais del mundo, el mundo amaría lo suyo; pero porque no sois del mundo, antes yo os elegí del mundo, por eso el mundo os aborrece.
15:20 Acordaos de la palabra que yo os he dicho: El siervo no es mayor que su señor. Si a mí me han perseguido, también a vosotros os perseguirán; si han guardado mi palabra, también guardarán la vuestra.
15:21 Mas todo esto os harán por causa de mi nombre, porque no conocen al que me ha enviado.


Evangelio según Juan


* * *



POLO: ¿Preferirías tú sufrir una injusticia a cometerla?

SÓCRATES: No deseo lo uno ni lo otro; pero si fuese forzoso cometerla o sufrirla, yo preferiría sufrirla a cometerla.


Platón, Gorgias


29 Al que te hiera en una mejilla, preséntale también la otra; y al que te quite el manto, no le niegues la túnica.
30 A todo el que te pida, da, y al que tome lo tuyo, no se lo reclames.
31 Y lo que queráis que os hagan los hombres, hacédselo vosotros igualmente.
32 Si amáis a los que os aman, ¿qué mérito tenéis? Pues también los pecadores aman a los que les aman.


Evangelio según Lucas

5 comentarios:

irichc dijo...

Y sí, ya sé que Séneca era cordobés (medio paisano mío, cómo olvidarlo).

Alejandro Martín Navarro dijo...

En un libro que ahora no recuerdo (creo que un volumen colectivo titulado en español ¿Existe Dios?), Ratzinger dice que el cristianismo no encuentra su preparación en lo que él llama "las religiones", sino en el "racionalismo griego". Se entiende bien a la luz de estos textos que nos rescatas. Gracias.

irichc dijo...

No hay de qué. Creo que te refieres a "Dios salve la razón", que ni tengo ni he leído, pero que parece un libro interesante y oportuno.

En estas cuatro muestras me he centrado sólo en la vertiente moral del cristianismo. Es por lo demás muy conocida la interconexión entre la metafísica griega y la cristiana. Buscando un poco se podrían hacer cien posts como éste.

Jesús Beades dijo...

"Que no te preocupe el fracaso, siempre que no sea por tu culpa". Escuchado en no me acuerdo qué película, resume mucho del inicio de la entrada.

Alejandro Martín Navarro dijo...

No, no es "Dios salve la razón", donde escribe hasta el Tato. Lo he buscado y el título es "¿Dios existe?", escrito a medias con un agnóstico italiano, Flores D´arcais.